El Diario que llega a Todos

.

Clima

129 años de nuestro Partido: General Alvarado porque lleva ese nombre


129 años de nuestro Partido:  General Alvarado porque lleva ese nombre

El nombre del General Rudecindo Alvarado es usado también en calles e instituciones pero se conoce poco sobre su vida. Menos se sabe el por qué del uso de su nombre para designar a nuestro Partido.

Vida y obra
Alvarado nació en Salta el 1 de marzo de 1792, hijo de Juan Francisco, español, y de María Pastora Toledo y Pimentel, de una tradicional familia del lugar. Estudió humanidades en la Universidad de Córdoba pero a los 17 años, abandona estos para dedicarse al comercio. Al estallar la Revolución de Mayo se alista en las filas patriotas.

En 1811 figura como Ayudante de la Compañía de Patricios de Salta. Fue Teniente con destacada actuación en la batalla de Tucumán de 1812. Como Sargento Mayor actuó en las batallas de Sipe-Sipe, Puesto del Marqués y Vuelta y Media. Fue enviado a reforzar el Ejército de los Andes que estaba organizando el General San Martín y en 1817 es promovido a Teniente Coronel y nombrado como Jefe del 1º de Cazadores. Este cuerpo cruzó los Andes por el Paso Los Patos al mando del General Soler. Participó con gran capacidad en las batallas de Chacabuco, Cancha Rayada y Maipú. Luego de esto fue elevado a Coronel en 1818. En 1820 fue designado Jefe del Regimiento de Granaderos a Caballo.

Cuando San Martín es designado Protector del Perú, nombra a Alvarado como Jefe del Estado Mayor y luego, el 22 de diciembre de 1821 le otorga el cargo de General en Jefe del Ejército Unido.

Luego del retiro del Libertador, Alvarado es designado por Bolívar gobernador de Castillejas del Callao. Luego de una insurrección entre las filas del ejército, armada por realistas; Alvarado es apresado junto a otros jefes y oficiales, permaneciendo en prisión hasta la victoria de Ayacucho.
En 1826, Bolívar le confiere el grado de Mariscal del Perú, la más alta jerarquía militar de la época.

Por la guerra con Brasil ofrece sus servicios y es designado por Rivadavia como Comandante General de Armas pero debe renunciar por motivos de salud. En 1829 fue por poco tiempo gobernador de Mendoza ya que fue desalojado del cargo por Aldao y Quiroga. Luego de esto permaneció hasta 1848 desterrado en Bolivia, retornando al país por autorización de Rosas.
En 1854 es nombrado Ministro de Guerra por Urquiza y al poco tiempo asume como gobernador de Salta. Entre los logros de su gestión se destaca la sanción de la Constitución provincial. Durante la guerra del Paraguay tuvo el cargo de Inspector General de Armas de Salta y Jujuy.
General Rudecindo Alvarado falleció en su provincia natal el 22 de junio de 1872.

¿Por qué vivimos en el partido de General Alvarado?
Debido al rápido crecimiento de la ciudad de Miramar y a las dificultades para trasladarse a Mar del Plata para cada trámite, los vecinos solicitan la creación de un partido propio. Como las tierras correspondían al partido de General Pueyrredón se le consultó a este sobre las mismas. No hubo dificultad ya que el creador de Miramar, Fortunato de la Plaza, era en ese momento Intendente de Mar del Plata.

Como en esos años se utilizaban los nombres de los próceres de la Independencia, se eligió el del General Alvarado. El motivo era que mientras fue gobernador de Salta había reivindicado el buen nombre de un antepasado de la familia Dupuy (co-fundadores de Miramar); el General Vicente Dupuy.

El 22 de junio de 1932 se levantó el monumento que está emplazado en la rotonda de Avenida Mitre (23) y Avda. 26. La obra es del escultor Eduardo F. Sánchez Zinny y la Comisión de festejos estuvo presidida por el mismo Fortunato de la Plaza y destacados vecinos de la ciudad.

Miramar desaparece por un tiempo
Durante la promulgación de la Ley de creación de este distrito se cambia también la denominación de nuestra ciudad, ya que se creía que así se evitarían confusiones. Por esto en ciertos documentos antiguos no aparece el nombre de Miramar sino el de General Alvarado. A pesar de esto sus habitantes y turistas siguieron usando el actual nombre; además de las instituciones y el mismo Ferrocarril. En este último caso reemplazaron por error el original Mira-Mar por el de Miramar, que es el que usamos hoy día.
En septiembre de 1960 y gracias a la gestión del entonces Senador Provincial Carmelo Félix Camet, se logra recuperar el nombre que siempre fue usado por los vecinos y que a veces generaba dificultades en los textos de valor legal.

Por último hay que recordar que durante los años ‘70 la Comisión de Turismo local realizaba intercambios con la provincia de Salta para promover la ciudad como destino turístico, aprovechando la “hermandad” surgida con el nombre de nuestro distrito.

Fuente:100 años de anecdotario histórico (Segundo Acha)

Reviews

  • Total Score 0%
User rating: 0.00% ( 0
votes )